Dos películas

Les quería comentar dos películas relacionadas con Irán que vi recientemente

The stoning of Soraya M. (2008)

The stoning of Soraya M.

Zahra y Soraya

Basado en una historia real. Cuenta la historia de Soraya Manutchehri, cuyo marido quiere dejarla para casarse con una chica de 14 años. Como no desea mantener ambas familias, busca que Soraya acepte el divorcio en condiciones desfavorables; ante la negativa, él inventa un caso de adulterio para deshacerse de ella.

La tía Zahra, viuda, la protege a través de toda la película. Tras el apedreamiento de Soraya, se queda con la tutela de las dos hijas. Cuando el periodista francés, Freidoune Sahebjam visita la aldea el día posterior al apedreamiento, Zahra le cuenta la historia de Soraya; Sahebjam la publica en el libro “La Femme Lapidée” (1990).

Como película, por momentos puede parecer lenta, pero lo importante es la trama. El punto fuerte es la ambientación, el Irán rural, las costumbres, y poder ver cómo se arma un “juicio” por adulterio, los preparativos y el rito del apredreamiento mismo (advertencia: imágenes explícitas).

La casa de arena y niebla (2003)

La casa de arena y niebla

Mr Behrani e hijo Esmail

Massoud Amir Behrani es un Coronel del ejército del Shah (y aparentemente miembro del SAVAK) que escapa con su familia a EEUU tras la Revolución Islámica. Viven por sobre su nivel económico durante años para poder pagarle los estudios a la hija y casarla con una buena familia, y pronto deberán pagar la universidad del hijo Esmail. Para superar la deuda, Mr Behrani tiene 2 trabajos: es obrero de día y atiende un minimarket de noche, pero viste elegantes trajes y da apariencia de empresario para no humillar a su familia.

Behrani compra una casa de remate y la refacciona para poder venderla al cuádruple del precio, con la diferencia pagar las deudas y volver a comprar otra casa donde asentarse finalmente. Este estilo de vida le molesta a su esposa Nadi que no quiere “vivir como gitanos” perdiendo pertenencias en cada mudanza, pero Behrani dice que debe “trabajar como árabe” para pagar las deudas.

La dueña anterior de la casa rematada quiere recuperarla y acosa a la familia de Behrani. Un policía que la ayuda los amenaza con deportarlos, una idea que atormenta a la familia del Coronel porque serían fusilados si vuelven a Irán. Presentada la situación, la película gira en torno a la disputa por la casa.

Drama intensamente interpretado por el consagrado Ben Kingsley y la actriz americana-iraní Shohreh Aghdashloo. Se combina la cultura familiar iraní con la importancia de la casa propia en EEUU (o como dice el historiador Niall Ferguson, “house owning democracy”). Elementos de la cultura iraní nos aguardan en cada escena.

Una película muy recomendada que hará llorar hasta al más duro. Con justicia, la review en la revista Rolling Stone advierte: “prepárese para una destrucción emocional”.

About these ads
Publica un comentario o deja una referencia: URL de la referencia.

Comentarios

  • Claude  On Sábado, agosto 14, 2010 at 4:56 pm

    De la primera leí acá un comentario. La parte que más me impresionó de ese comentario fue esta:

    When Soraya’s two boys take stones in their hands, I realized I was watching a kind of abortion in reverse.

    Los hijos apedreando a la madre… Terrible.

    La segunda la vi, admito que por una razón ajena a la historia en sí: me encanta Jennifer Connelly. Pero no tardé en engancharme con la angustiosa historia.

  • MagnusGoddmunsson  On Domingo, agosto 22, 2010 at 3:55 pm

    Películas como esta no ayudan a curar mi desdén por los mahometanos, sé que es terrible que diga esto, pero debo ser honesto.
    Por cierto, Barenboim me parece un tipo que dilapida su talento en aras de la política, Borges lamentaba que Nathaniel Hawthorne truncara la posibilidad de excepcionales cuentos fantásticos con finales moralizantes, lo mismo pasa con Barenboim, salvando las distancias, subordina la música a un propósito “edificante”, no es escucharla porque es bella, sino porque mejora, en la mente de estos “utilitairstas”, nuestro espíritu “cívico”.
    Saludos.

  • Fernando Gimenez  On Miércoles, septiembre 1, 2010 at 6:57 pm

    Perdonen por la tardía respuesta…
    Me parece muy loco (y cierto) lo de que los hijos apredreando a la madre es como un aborto al revés.

    Gracias MagnusGoddmunsson por el comentario de Barenboim. Usted es muy elegante, yo directamente prefiero decir que Barenboim es un chanta.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 45 seguidores

%d personas les gusta esto: